top of page

Tortitas de calabacín y queso




Dificultad: fácil / Tiempo de preparación: 30 min / Raciones: 1 ración individual


Disponible todo el año, el calabacín es una hortaliza perfecta para cuidar la dieta en casi cualquier circunstancia o necesidad. Se puede adaptar a cualquier receta, y está no es la excepción, por ejemplo con estas tortitas en las que se combina con queso, huevos y los aderezos que más nos gusten. Hemos usado queso rallado pero puedes emplear otro de tu gusto, que sea de buena calidad, ligeramente fundente pero no excesivamente curado o fresco. Para que salgan tortitas más fáciles de manejar, recomendamos rallar el calabacín (o calabacines, según tamaño) y dejarlo escurrir un rato para que suelte parte de su agua. El otro ingrediente que ayuda a cohesionar la masa es la harina de avena. Puedes añadir especias picantes, curry, pimentón o usar también hierbas aromáticas frescas muy picadas.




Información nutricional


Calorías 403 kcal


Proteínas 21.8 g


Carbohidratos 18.5g


Grasas 26.8 g


Para esta receta necesitas los siguientes ingredientes:


  1. 15 g de Harina de avena.

  2. 10 g de Aceite de oliva.

  3. 20 g de Queso rallado.

  4. 101 g de Huevo.

  5. 3 g de Tomillo.

  6. 101 g de Calabacín.


¿Cómo lo preparo?


1.Lavar, secar y cortar las puntas del calabacín o calabacines (según tamaño). Rallar con los orificios gruesos de un rallador manual, o usar un procesador de alimentos. 2.Disponer en un colador sobre el fregadero o un recipiente adecuado, añadir un poco de sal, remover y dejar 15-20 minutos. Estrujar con las manos para sacar el máximo de agua posible.

3.Batir los huevos en otro recipiente con unas varillas manuales, añadir especias al gusto, un poco de sal y la harina de avena. Incorporar el calabacín y el queso, y mezclar hasta tener una masa homogénea.

4.Calentar una plancha o sartén antiadherente, engrasada con un poco de aceite y cocinar las tortitas depositando cucharones de masa al gusto, dejándolas gorditas. Se les puede dar forma redondeada con una espátula o lengua pastelera juntando los bordes mientras se cocina


¿Cómo acompañar esta receta?


Según el tamaño nos saldrán más o menos unidades que podemos tomar a cualquier hora del día, recién hechas o recalentadas en microondas, horno con calor residual o de nuevo a la plancha, vuelta y vuelta. Podemos tomarlas de entrante o plato único con una ensalada, tomate aliñado o pisto casero, por ejemplo. Si no las vamos a consumir en dos días, guardadas en un recipiente hermético, es mejor envolverlas individualmente y congelarlas.

Opinión de nuestro Expert Nutricional

Es un plato muy liviano que definitivamente debes incluir en tu alimentación, más ahora que se acerca el verano y cada vez tenemos menos ganas de cocinar pero queremos comer algo saludable y fresco. El huevo de las tortitas aporta una proteína de excelente calidad, y el valor calórico que aporta este plato es de tan solo 340 kcal. ¡Definitivamente debes probarla!




6 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


Transforma tu vida y siéntete mejor que nunca desde hoy mismo.

bottom of page